Inicio Columnas La candidatura del Frente Amplio es resultado del declive intelectual de...

[COLUMNA] La candidatura del Frente Amplio es resultado del declive intelectual de Chile

614
0
Compartir

NO + AFP! Gritan furiosos varios manifestantes en las calles. Las redes sociales llenas de consignas anti capitalizaciA?n individual, con miles de personas que se han convencido A�que el eslogan es una realidad, pues la consigna es que si algo ha salido mal en mi vida financiera, debe ser porque el sistema es injusto y me ha robado para enriquecer a los mA?s ricos.

A?EducaciA?n gratuita y de calidad! Gritan otros jovencitos con el puA�o en alto, llenos de una ira que sobrepasa la intenciA?n de debatir. No es posible explicarles en medio de sus protestas y vociferaciones que en las condiciones financieras del paA�s los cambios deben ser graduales, bien pensados, no basados en la urgencia de los que protestan sino en el sostenimiento de las polA�ticas mismas a futuro, que no solo se trata de abaratar los costos sino de entender cA?mo cambian los mercados laborales y quA� condiciones deben tener quienes estudian para satisfacer las necesidades que se van creando.

A?Los poderosos de siempre! Exclamaron ministros del actual gobierno y que hoy estA?n reciclados en organismos internacionales. La consigna era que la desigualdad era el gran problema de Chile y que esta se generaba porque los ricos le roban a los pobres y mientras ellos no devuelvan ese dinero a la ciudadanA�a por medio de polA�ticas redistributivas, las desigualdades segA?n ellos a�?injustasa�? seguirA�an existiendo. Esto encendiA? los A?nimos en muchos sectores de la poblaciA?n que creyeron este mensaje y la hostilidad y polarizaciA?n en Chile reviviA?.

El enojo a�?populara�? parece estar extendido a todas las A?reas y le ha explotado en la cara al actual gobierno. Los casos de corrupciA?n han revelado una clase polA�tica clientelista e instituciones secuestradas por el Estado y susA� favorecidos polA�ticos y esto no presenta una tarea fA?cil a quienes vengan a gobernar. (Que esperamos que al menos tengan intenciones de robar menos).

Frente a un escenario nacional donde los eslA?ganes parecen ser las directrices de los polA�ticos al poder, donde la razA?n es sofocada por la vociferaciA?n y la ira colectiva, es difA�cil sino imposible realizar cambios que re direccionen al paA�s hacia la ruta del crecimiento, pues estas medidas podrA�an tener altos costos polA�ticos que es difA�cil que los partidos estA�n dispuestos a pagar.

La tA�cnica es importante, mA?s bien imprescindible, es vital para asumir los temas paA�s pues sin ella, se dan golpes de ciego contra el viento sin encontrar soluciones, el problema es que la tA�cnica, lo real, el mundo de las cifras y la ciencia incluso, le son ajenos al comA?n de las personas y por mA?s que se intente ilustrarlos, los eslA?ganes son mA?s poderosos, A�porque no requieren autoexamen, no requieren autocrA�tica ni consideraciA?n de la dura realidad que impone restricciones al inmediatismo y al pensamiento mA?gico.

Es difA�cil conquistar el voto en Chile hoy en dA�a, con propuestas realistas. Ya no puede hablar el espA�ritu de Winston Churchill diciendo que el progreso ha de costar sangre sudor y lA?grimas pues las generaciones actuales de votantes no quieren pasar por el trabajo que significa el desarrollo.

Hace muchos aA�os en Chile existA�a la asignatura escolar de economA�a. Esta, si bien no era un estudio exhaustivo de todo lo que implica estudiar economA�a, le daba al estudiante nociones bA?sicas sobre el funcionamiento del mundo real, del ahorro, la inversiA?n, el crecimiento y el desarrollo. Luego ya en los aA�os 90 del siglo pasado, esta asignatura fue desapareciendo.

Da para pensar que este movimiento curricular puede bien haber sido intencionado por entonces una concertaciA?n pasiva referente a los consensos que la sociedad necesitaba para desarrollarse, pero con la visiA?n A�que la informaciA?n es poder y no era bueno concederles dicho poder a las masas pues iban a elegir con bases mA?s tA�cnicas que emocionales como vemos ahora.

Es que es imposible conversar con un progresista sin que el disenso no los lleve a calificar a su contraparte de fascistas y retrA?gradas, esclavos del imperio y antipueblo.

A?CA?mo se le explica a alguien cuya pensiA?n es paupA�rrima que habiendo cotizado toda su vida, pero sin las modificaciones correspondientes a expectativa de vida y tasa de cotizaciA?n, que si no fuera por la autocapitalizaciA?n su condiciA?n serA�a aA?n peor? A?Acaso entenderA? las cifras que muestran claramente que la AFP (Administradora de Fondos de Pensiones) ha casi triplicado sus ahorros? a�� No. A esta persona solo le interesarA? que le solucionen el problema de inmediato. No le interesa que el paA�s tenga que incurrir en una deuda impagable para sostenerle y que las generaciones futuras se veas arruinadas y miserables.

A?CA?mo se le explicaA� a un jovencito con el puA�o en alto exigiendo educaciA?n gratuita y de calidad que para que exista calidad debe haber libertad de enseA�anza, diversidad de proyectos, que los insumos necesarios para educarle pueden ser costosos y alguien debe pagarlos? A?CA?mo se le hace entender que si no lo paga A�l, alguien tendrA? que recortar sus ingresos para pagarlo? A?De quA� manera se le hace ver que si bien un aumento en los impuestos puede sacarle el dinero a los ricos, el desincentivo que estos tendrA?n para invertir y crear riqueza en su paA�s serA?n menos y por ende dejarA?n de hacerlo dejando de crearse empleos necesarios entre aquellos, posiblemente los de sus padres que hasta entonces al menos habA�an tenido para llevar el pan a la mesa? No lo entenderA�an. Quieren no pagar, pero lo quieren A?ya!

Candidaturas presidenciales que establezcan con argumento cientA�fico estas cosas, corren con gran desventaja frente a otras como la del Frente Amplio (sector de Ultra Izquierda) en el rostro de Beatriz SA?nchez, una periodista que al ser consultada por sus definiciones y sin la reflexiA?n necesaria para responder, dice No mA?s AFP, No mA?s sistema privado de salud, No mA?s lucro en la educaciA?n, RedistribuciA?n e igualdad.

Lamentablemente la ciudadanA�a no parece querer saber sobre la realidad y este mundo mA?gico izquierdista apenas estA? comenzando.

Por Andrea Kohen, Historiadora, Economista y Licenciada en PedagodA�a.

Video Destacado